17 octubre 2007

light

Otra vez decidí bajar algún quilo de más que gane (no se a quien mierda se le ocurre asociar la palabra ganar con engordar). Bueno el tema es que fui muy decidida a leer un papelito que me prestaron con algunas reglas de que comer y que no:

ALIMENTOS RESTRINGIDOS

- Alimentos con alto contenido de grasa animal: manteca, margarina, carne de cerdo, carne de cordero, embutidos, viceras, quesos grasos, fiambres y embutidos (tipo salame, mortadela, tocino, chorizo, morcilla) etc.

- Azúcar y alimentos que la contengan: dulces, miel, helado, chocolates, golocinas, etc.

- Comida rápida: hamburguesas, chivitos, papas fritas, panchos al pan, sandwiches, pizza, fainá.

- Productos de repostería: masas, tortas comunes, bizcochos, etc.

- Bebidas alcohólicas y refrescos comunes.

Obviamente terminé de leer ésto, y decidí que mis quilitos de más me quedan preciosos, que los quiero mucho y que no voy a hacer nada al respecto para eliminarlos.
Que tortura que son las dietas, no puedo creerlo, no puedo creer lo que me prohíben comer. ¿Y la felicidad que?

7 comentarios:

Andres dijo...

Gordito pero feliz!

Weltklang dijo...

Recién decidí que necesito engordar.

beso
W

Bichicome dijo...

Happiness is overrated.

Andres dijo...

Algo que prohibe la Coca Cola y la Patricia helada cuando arranca el calorcito solo puede ser diabolico!!

El Gogy dijo...

Elimine su dieta Sooool.
Sientase bien con sus kilos, saque pechera, disfrute del chocolate.
Sea feliz.

Horacio dijo...

me dijo un amigo que en australia son todos gordos

mudate ahí y pasás inadvertida :)

gb dijo...

tiene razón:

Una cosa es ser gordo, y otra mucho peor ser astemio!

hic!