31 octubre 2008

quejas

Creo que mi sueño es poder llegar a quejarme de las cosas como lo hace Horacio.
El sabe del tema, me hace sentir una novata en el tema.
Y eso que me esfuerzo... debo admitir que tengo mis buenos momentos, momentos gloriosos de quejas interminables y a veces sin razón, pero no llego a perfeccionarme...

Maldición, odio no quejarme bien.
Estúpidas quejas!

5 comentarios:

Bichicome dijo...

Entonces no sos una uruguaya que se precie de tal.

sool dijo...

ni esooooo!!! buaaaaaaa

Belén ! dijo...

Siempre quise entender que pasaba con los patos de hule, tengo el presentimiento de que les tenes cierto aprecio y ¡OJO! no se porque lo digo.

aroma dijo...

uy....me gustaría quejarme menos todavía, de lo que ya me quejo...me quita energías y todo termina saliendo de todos modos...en fin...besos.

Horacio dijo...

pero viste que ahora no me quejo tanto? me he diversificado un poco

gracias por el link!!!